"Inés ve una iglesia"

 

 

    "Ismerra" es una lejana en la que habitan varias tribus de . En este precioso lugar vive una muy, muy guapa. Su cara está morena por el Su pelo es largo, con trenzas... Esta india se llama Inés.

    La niña vive con sus padres y con su hermano pequeño, que se llama Ignacio. En esa tan bella hay muchos tipos de , gran variedad de gigantescas y muchísimos .

    Los dos hermanos juegan en las playas con su mascota preferida, una vieja iguana a la que graciosamente llaman Irenita. Les gusta también, montar en

y navegar hasta el .

 

    Un día, después de llegar del colegio, Inés le dice a su hermano:

    - Ignacio, hoy en el cole hemos aprendido a escribir                  .

    -¿Cartas? -Preguntó el niño.

    - Siiiiiiiiiiii. Te cuento... Imagina que tengo que irme a otro lugar y tardo meses en volver. Pues en las cartas te podría ir contando como lo paso allí, los amigos que conozco...

    - ¡Ah, claro! Entiendo. Pero, ¿cómo se hace?

    - ¡Escribir una carta es muy sencillo! Sólo se necesita papel y bolígrafo y un poco de tiempo para ir todo lo que quieres contar.

    - ¡Parece muy fáciiiiiiiiil!

    - Luego se mete en un , se le pega un sello, se mete en un y ...¡Ya está!

    - jijijijiiiiii ¡Qué interesante! Inés, Inés ¿a quién podemos mandar una carta?

    - ¡Déjame pensar! ¡Ya se me ocurrirá algo! jijijijijiiii

    Al día siguiente por la mañana es sábado. Los dos hermanos, cogidos de la mano, dan un largo paseo hasta el buzón para echar una carta.

    Por el camino se encuentran con su amiga Isabel:

    - ¡Hola! ¿Dónde vais?

   - Venimos de mandar una carta - contestaron los dos            hermanos.

    - Yo vengo de dar un largo paseo. He descubierto algo que me ha gustado mucho.

    - ¿Qué es? ¿Dónde está?

    - jijijijiiiijiiii ¡MISTERIO! ¡MISTERIO!

    - Anda, Isa, por favor, ¿dónde está?

   -Bueno os daré una pista. Si seguís ese camino lo encontrareis.

    - ¡GRACIIIIIIIAS!  ¡GRACIIIIIIIIAS!

    Los dos hermanos muy contentos continúan andando. Después de mucho caminar, al volver una curva, los ojos de Inés e Ignacio, se quedan fijos en...

    - ¡Ignacio! ¡Ignacio! ¡Mira allí! Eso es lo que dice Isabel.

    - Siiiiiii  ¡Qué grande!

    -Vamos a acercarnos a ver qué es.

    Los dos hermanos con paso mas rápido, se acercan a la bella y la observan atentamente.

    Se fijan y ven una y una . En la enorme puerta de entrada leen "Iglesia de Israel".

    Inés le dice a su hermano:

    - ¡Qué bonita! ¡Es una IGLESIA!

    - Entremos a verla por dentro.

    Ignacio no para de mirar un cuadro de . Inés lee todo lo que encuentra en la iglesia. Ambos chicos están impresionados.

    Al cabo de un rato salen. Desde la puerta principal contemplan un bello y un cielo azul en el que ven .

    - ¿Inés te ha gustado?

    - Siiiiiiiiii   ¡Qué bella IGLESIA!

    - ¡Vamos a contarle a todo el mundo lo que hemos descubierto!

 

    Y ...caminando, caminando, este cuento se va corriendo hasta llegar al...

 

"final"

 

 

       

                                                        ©Autora: Mª Eugenia Pérez